ININHUE6TFFFZF34AKJELPVAKI

Investigan estudiantes sobre los beneficios de la actividad física en niños con TDAH

Los alumnos Eric Daniel Pérez Quintero y Germán Camacho Flores de la Facultad de Educación Física y Deporte (FEFyDE) de la Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS) investigan los “Beneficios de la Actividad Física en la Composición Corporal en niños con TDAH”, como parte de su proyecto de servicio social.

El alumno Eric Pérez explicó que investigaciones demuestran que las personas que padecen el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad conocido como TDAH se caracterizan por mostrar “comportamientos compulsivos o la incapacidad de mantener la atención en diferentes tareas de la vida cotidiana”, los cuales repercuten negativamente en sus competencias conductuales, sociales y académicas.

“Además está asociado con mayores tasas de inactividad física o sedentarismo; también se relaciona con malos hábitos alimenticios, y está catalogado como una de las causas principales del fracaso académico”, relató.

Es por ello que asesorados por el doctor José Aldo Hernández Murúa y Mauricio Avendaño Soto, director de la FEFyDE, desarrollaron este proyecto multidisciplinar con el objetivo de proporcionar herramientas necesarias para que obtengan una vida digna y de calidad.

“Ya que la actividad física es avalada por la comunidad científica como un tratamiento alterno para reducir los síntomas del TDAH”, contó.

En ese sentido los prestadores de servicio social han diseñado y aplicado programas personalizados según la condición de diez individuos de entre 2 y 20 años de edad diagnosticados con TDAH, durante su visita al Laboratorio de Psicomotricidad y Estimulación Temprana de la Facultad en un periodo de 30 días.

“En lo que es el protocolo que estamos llevando se hace una evaluación antes del programa de actividad física que se está implementando en el Laboratorio por medio de un aparato llamado inbody 720 y un pulsómetro Polar A360, donde el primero mide las densidades del cuerpo y el segundo monitorea la actividad física de cada niño”, explicó Germán Camacho.

Es así que a través de actividades aeróbicas, juegos recreativos y una alimentación balanceada han mejorado la capacidad funcional, conductual, y logrado una disminución significativa en la sintomatología de dichos jóvenes.

“Mediante este estudio tratamos de demostrar también y es así porque ya hemos visto resultados en niños diagnosticados con autismo y TDAH, y la sintomatología disminuye; esto quiere decir que la actividad física sí puede ser viable para realizar una terapia par a la medicación o inclusive sustituirla”, resaltó.

Gracias a estos resultados positivos, Eric Pérez y Germán Camacho pretenden continuar con las investigaciones para obtener conocimientos más concretos acerca de este trastorno y su relación con la composición corporal de niños y jóvenes que lo padecen.

Finalmente agradecieron el respaldo otorgado por el Rector de la UAS, el doctor Juan Eulogio Guerra Liera, el director de la FEFyDE, su asesor y el responsable del Laboratorio de Psicomotricidad y Estimulación Temprana, el profesor Ernesto Valdez, para la realización de este proyecto.

Compartir en:

EntreRedes Publicación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.