MARCO-ANTONIO-LI-4-2

Entre Veredas/Marco Antonio Lizarrága

SISMO POLÍTICO

La noticia corrió como reguero de pólvora en todo el estado, Mario Ímaz López, presidente estatal del Movimiento Ciudadano en Sinaloa daba a conocer que su partido iría en la posición uno y el PAN le corresponde la posición dos para el Senado.

Es decir, que alguien propuesto por MC encabezaría la candidatura a este escaño político, y que esta ya estaba reservada para Héctor Melesio Cuén Ojeda, esto lo comentamos la semana pasada, en la entrega del jueves, anunciamos que el líder del PAS, encabezaría el movimiento ciudadano.

Pero, fue esta declaración que el mismo Ímaz López realizó a los medios de comunicación que fue lo que detonó el C4 político y cambió de rieles la estrategia política que se estaba manejando ahora que Cuén Ojeda sonaba y se confirmaba para encabezar el frente.

Y con ello, vino la hecatombe en algunas posiciones que ya comenzaban a operar a favor de una posible alianza entre el PRI para fortalecer el rumbo a este proceso electoral que se avecina.

La alianza que una vez se manejó y muchos compañeros le dieron ruedo, donde se confirmaba la alianza PAS-PRI no “cuajó” en los acuerdos y conociendo al PRI no era posible que con tantos “gallos” en las filas del tricolor quisieran ceder lo que el PAS pedía.

 

Ahora, las cosas son diferentes, muchos priistas señalaban que Héctor Melesio se estaba vendiendo caro, y fue la misma presión de los grupos que comenzaron a ahorcar a la dirigencia estatal para poner fin desde hace rato a una posible alianza.

Este día, el Partido Sinaloense tiene Consejo Político, lo que viene a darle ya, el sí o el no que encabece el Frente por México en la candidatura a Senador por el Movimiento Ciudadano.

Esto lo dábamos a conocer desde principios de semana que ya estaba a unas horas de que se confirmara esta situación y el que Cuén Ojeda encabece la alianza en Sinaloa por el MC no es fortuito.

Hay que recordar que en el 2016 cuando el PAN le cerraba las puertas a Cuén Ojeda este encontró respaldo en el Movimiento Ciudadano para competir por la gubernatura de Sinaloa, y lograron estar en la segunda fuerza estatal.

La dupla de partidos, uno a nivel nacional y otro a nivel estatal hace una alianza fuerte y progresiva donde en breve se verá a Cuén Ojeda haciendo lo suyo en esta situación.

Esto quiere decir, que la alianza de facto que está haciendo Dante Delgado y Mario Ímaz con Cuén Ojeda trae intenciones de que el líder del PAS tenga muchas, pero muchas posibilidades de llegar al Senado.

Esto se dio por la mañana donde publicamos que ya estaba repartido el pastel entre los integrantes del Frente por México, y que incluso en el plano federal ya se tiene repartido el estado de cómo le corresponderá a Sinaloa y las tajadas que le tocan a cada quien.

El distrito cinco que le toca a Culiacán,  le fue concedido a la fuerza política del PRD y el tres que corresponde a Movimiento Ciudadano, mientras que el resto le tocan al PAN los otros cinco distritos incluidos los de Mazatlán.

El asunto está en que muchos de los actores políticos van a quedar fuera con motivo de la alianza con ello las aspiraciones de Roberto Cruz a ser senador se esfuman y las de ser candidato a diputado tendrá un sólo distrito para competir y es muy probable que el distrito suelto que está en Culiacán le corresponderá a una mujer.

 

Ya es cuestión de tiempo para que se defina esto, el PAS por su parte, competirá en lo local por su cuenta, y es muy probable que tenga que compartir créditos con el Movimiento Ciudadano.

 

Tiempo al tiempo.

EL PLAZO VENCIDO

Hay mucho panista (seguidor de Ricardo Anaya, obvio) que está más que convencido que las cosas le saldrán a su líder como candidato a presidente de México y que se logrará llegar a Los Pinos.

Pero las cosas no son tan fáciles. Si para mucho panista puede que esto le resulte sin importancia mucho menos para la población que muy poco conoce a Ricardo Anaya si no fueran por los escándalos de los que ha padecido.

El asunto está, en que no todo es miel sobre hojuelas para Anaya. Pues si bien llegó a ser candidato por el Frente por México una candidatura que él mismo planificó, proyectó y ejecutó el PAN fue el máximo perdedor en esto.

Lejos de aparentar tener un panismo fuerte, lo que se ve es un grupo fortalecido que está creciendo, pero que también la misma fortaleza los hace pensar que son intocables incluso que pueden hacer lo que les plazca.

Pero no es así, el PAN perdió en esta batalla decenas de cuadros valiosos que ahora están sueltos, pero que a la vez están sentidos con los que le dieron la espalda a los principios y estatutos que forjaron a los panistas.

Muchos se ven con una candidatura en la bolsa, pero no es por méritos, el panista de este tipo cree que la gente va a votar sólo por la linda cara que tiene o si está perfumado, no, va algo más.

En una charla que sostuvimos hace algunos meses con el mismo Ricardo Anaya el señalaba que sería presidente de México, a lo que lo cuestionamos si estaba preparado, el obvio contestó que sí, pero vaciló.

El PAN en el país se ha dedicado a construir en crítica pero destructiva, el actual PAN es un partido que no tiene propuestas, y quienes van tomando los liderazgos están teniendo el mismo juego.

 

No se le augura al panismo nacional un buen resultado, y ahora con la alianza del Frente por México las cosas se complican a este partido al tener un gremio mermado, rebelde pero sobre todo dividido.

Anaya se concentró en el objetivo, pero nunca se puso a pensar a cuantos dejaría tirados e en el camino.

Los líderes del PRD y Movimiento Ciudadano debieron de haber dejado esto, pues la planeación de Anaya estaba repasada hasta lo último que está pasando, estaremos al pendiente si su plan contempla el manejo de crisis.

LIDERAZGOS

Luego de que el líder del PAS haya cambiado de posible alianza para contender por el Frente Por México en Sinaloa, el PRI tendrá que mover los rieles y lanzar para senador a su carta más fuerte, Jesús Vizcarra Calderón.

En estos momentos, el PRI lo necesita para poder contrarrestar la carga que se viene con el Partido Sinaloense que seguramente se verá muy aguerrido en la campaña electoral al estilo que tiene su líder.

Pero es un hecho que ahora el PRI necesita a su excandidato a gobernador, que hay que recordar que en la última encuesta que se publicó para gobernador de Sinaloa aparecía en los cuernos de la luna, y ahora las cosas andarán similar.

Además de eso, lo que se debe de hacer es que ahora, los candidatos deberán de garantizar los votos, que no contrarresten o que le resten, por esta razón el PRI tendrá que tener sumo cuidado con lo que vaya a ser con sus candidatos.

Los aspirantes deben de ser gente probada que le pueda ganar a un frente que estará fortalecido sólo por la presencia de Cuén Ojeda encabezando la alianza, se antoja difícil más no imposible.

Es un hecho, una necesidad que Vizcarra Calderón encabece la candidatura al Senado. (Entre Veredas)

Compartir en:

EntreRedes Publicación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.